Este mes de junio entrevistamos a Interpunct, empresa fundada en Valencia en 2009 por Nuria Sanmartín, especializada en el sector de la traducción técnica, jurídica y audiovisual.

Vamos a conocer un poco más a una de las últimas empresas en asociarse a ANETI con su socia, Nuria Sanmartín:

Nuria, ¿cómo fueron los inicios de Interpunct? ¿Cuándo se constituyó la empresa y con qué objetivos se creó?

En el año 2000, junto con otros dos traductores, había fundado en Barcelona mi primera empresa de traducción, In Other Words. En 2009 decidí regresar a Valencia y fundé Interpunct. Yo soy traductora de alemán e inglés, así que en un principio la empresa estaba más centrada en mis campos de especialización, ingeniería mecánica y localización de software, pero también empecé a abrirme al sector de la traducción audiovisual. Fue entonces cuando me enamoré de la accesibilidad (subtitulación para sordos y audiodescripción para ciegos) y llevamos años prestando también ese servicio.

En la actualidad, ¿quiénes formáis parte del equipo de Interpunct?

En la actualidad somos 4 trabajadores a tiempo completo y 5 a tiempo parcial, además de un gran número de colaboradores autónomos habituales.

¿Cuáles son vuestras especialidades y qué tipo de clientes tenéis?

Estamos especializados en traducción técnica, traducción jurídica (yo soy traductora jurada de alemán y ofrecemos traducciones juradas y jurídicas a muchos idiomas) y, como digo, traducción audiovisual y accesibilidad. Tenemos clientes extranjeros pero la mayoría son de España y muchos de Valencia. En el sector audiovisual, trabajamos mucho para la cadena de televisión autonómica À Punt.

En un principio la empresa estaba más centrada en mis campos de especialización, ingeniería mecánica y localización de software, pero entonces, me enamoré de la accesibilidad y llevamos años prestando también ese servicio.

Contadnos un poco vuestro procedimiento de trabajo… Por ejemplo, ¿qué recursos/herramientas utilizáis?

Nuestras traducciones siempre pasan por un proceso de revisión y de control de calidad final. En el caso de traducciones inversas, siempre trabajamos con traductores nativos, es decir que los traductores siempre trabajan en su lengua materna y yo creo que eso garantiza una mayor calidad.

Según el tipo de traducción, el procedimiento es muy diferente. Por ejemplo, si son traducciones técnicas, trabajamos con memorias de traducción. Si son guiones para subtitular, trabajamos con un programa profesional específico. En el caso de los guiones para doblaje, la traducción pasa además por el ajuste de los diálogos a la boca de los personajes y hay otras etapas específicas en el flujo de trabajo.

Cuando creamos guiones de audiodescripción para ciegos, también somos nosotros los que locutamos la audiodescripción para la televisión, así que la fase final del trabajo se hace en un estudio de doblaje.

A lo largo de todos estos años habréis vivido muchas anécdotas: ¿podéis compartir alguna con nosotros?

Después de casi 20 años en el sector yo tengo muchas anécdotas, claro. Entregas de proyectos grandes a las 4 de la mañana para cumplir el plazo de un cliente extranjero y que tuviera la traducción a primera hora, traducciones juradas para gente muy conocida pero cuya identidad no podemos revelar…

Pero recuerdo una anécdota muy graciosa con un cliente de Japón. Nos encargó traducir los manuales de uso de un programa pero nos dijo que el programa ya estaba traducido al español. Estuvimos meses trabajando en el manual y cuando nos envió las capturas de pantalla del programa como referencia para que incluyéramos la misma traducción en las opciones de menú en nuestro manual, descubrimos que la traducción era horrible y estaba llena de errores muy graves. Por ejemplo, “tornillo” estaba traducido en el software como “tomillo”. Intentamos hacérselo ver al cliente japonés, pero nos dijo que le resultaba muy caro traducir todo el software de nuevo, así que nos tocó adaptar nuestros manuales a ese software para que los usuarios encontraran las opciones de las que hablábamos. Fue como deshacer un trabajo bien hecho.

Tengo clientes desde los inicios de la empresa que se han convertido en grandes amigos. Igual que muchos traductores colaboradores.

En vuestra opinión ¿qué es lo que hace vuestra empresa especial o diferente al resto?

Nuestra empresa es pequeña, lo que nos permite mimar mucho a nuestros clientes porque tenemos un trato muy personal con ellos. Tengo clientes desde los inicios de la empresa que se han convertido en grandes amigos. Igual que muchos traductores colaboradores. A algunos los he visto pocas veces en persona pero tenemos contacto por correo y teléfono casi a diario y, muchas veces, además de hablar de trabajo, nos contamos la vida.

Otro rasgo que nos diferencia es que somos la única empresa de traducción valenciana que ofrece servicios integrales de accesibilidad en castellano y valenciano: subtitulación para sordos y audiodescripción para ciegos, subtitulación en directo, lectura fácil para discapacitados intelectuales, webs accesibles…

Veo un gran reto, que es el de integrar en nuestro sector la traducción automática como algo natural.

¿Cuáles crees que son los principales retos a los que se enfrenta el sector de la traducción?

Veo un gran reto, que es el de integrar en nuestro sector la traducción automática como algo natural. Todavía veo ciertas reticencias a aceptar que las máquinas, sobre todo en traducción técnica, pueden facilitarnos mucho el trabajo. Creo que hay que abrir la mente y aceptar ese cambio, porque los traductores nunca vamos a ser prescindibles. Pero nuestro perfil sí está cambiando en ciertos sectores y están apareciendo profesiones nuevas como la de revisor de traducción automática.

¿Tenéis algún proyecto de mejora o cambio en el próximo futuro?

Claro, siempre tenemos planes de futuro. En septiembre del pasado año nos mudamos a un local nuevo, que tiene 250 m2, y ha sido el inicio de una etapa muy bonita. El equipo de Interpunct está creciendo y tengo la suerte de que todos creen en el proyecto y trabajan con mucha ilusión y mucho corazón.

Y para finalizar ¿por qué os habéis asociado a ANETI? ¿Qué esperáis de la Asociación?

Dicen que la unión hace la fuerza y yo conozco hace años a muchos de los socios, así que nos hemos unido al proyecto de ANETI y esperamos estrechar lazos con otros socios y conocer mejor el sector de la traducción a través de su experiencia.

Más información y contacto en http://interpunct.es